Donnerstag, Januar 21, 2010

Tonight

Let me take you to a place I love. Close your eyes and stay close to me. Then remember just one thing… dream and enjoy…







La mar.
Cogió mi mano para acallar mis miedos. El anochecer es un regalo de los dioses. La brisa nos volvió amantes de la noche. Ascendimos. Lentamente. Imposible imaginar nuestro mundo sin el movimiento del aire. Su paso era firme. El mío, torpe. Y al borde del abismo no pude sino sentir la necesidad de ser presa de sus brazos. Quedarme quieta. Alzar la vista y ver el infinito frente a mis ojos. Saber que los tuyos comparten mi mirada. A lo lejos la calma. A nuestros pies, la violencia del mar embravecido. Me angustio. Tiemblo. Parece que la calma habita en tus brazos. Olor a sal. Olor a húmedo. Olor a espuma… a mar mansa que a escondidas se agita. Olor al frío caliente y al calor helado. ¿Te gusta? ¿Qué piensas? Dormir en esta cama de tierra, a su lado. Se apaga la luz y llega ella. Nos mira, cómplice de nuestros abrazos. ¿Lo oyes? ¿Sientes su fuerza? El mar. Golpea contra las rocas, mientras nuestros cuerpos se mueven al mismo son acompasado. Lo oigo. ¿Es el mar?...No. Tan sólo un corazón por mucho tiempo olvidado.

2 Comments:

Blogger Maypi said...

Precioso. Sencillamente, precioso. Me ha gustado mucho tu prosa poética. Bien estructurado y con buen ritmo. Muy visual. Redondo.

11:28 nachm.  
Blogger gaia56 said...

Me gustó mucho tu post y me gusta mucho este rincón, familiarmente yo lo llamo el fin del mundo, empecé mi blog hace años con una fotografía de este mismo lugar al atardecer, que para mi un espacio y tiempo de libertad.
Un beso

9:24 vorm.  

Kommentar veröffentlichen

<< Home